En Blog

Las nuevas tecnologías han aportado un gran avance a la sociedad actual. Su poder es ilimitado y sin duda, sirven para impulsar y mejorar nuestras vidas con cada nueva mejora. No obstante, esto también tiene un enorme peligro, en las manos equivocadas puede suponer una importante brecha de seguridad que vulnerará nuestros derechos.

Como muestra, se ha necesitado crear diferentes organismos, como la ONG chilena sobre Derechos Digitales, para salvaguardar nuestra privacidad. Sin embargo, muchas son las noticias que nos llegan diariamente desde todas las partes del mundo indicando que, cada vez, es más fácil violar las diferentes leyes y llevar a cabo el denominado espionaje digital.

Espionaje digital en Latinoamérica

Recientemente han salido a la luz diversos informes acerca del espionaje digital sufrido en México. Uno de ellos apunta a que un hacker colombiano ha ayudado a impulsar la campaña electoral del Presidente Enrique Peña Nieto. En este supuesto delito cibernético “se robaron estrategias de campaña” y además, “se manipularon los medios sociales”, según informó el periódico El Economista (https://www.eleconomista.es/).

Esta práctica fue realizada durante un período de ocho años. De hecho, se presupone que fue utilizado el software más potente de la empresa italiana “Hacking Team”, especializado en intrusiones y vigilancia a gobiernos de todo el mundo. Mediante este sistema es posible desbloquear cualquier clave, desde correos hasta datos de alta seguridad. Igualmente, permite tomar capturas de pantalla, grabar audios y vídeos e, incluso, extraer datos procedentes de diferentes números de cuenta.

Por su parte, el hacker, instaló malware en los enrutadores de sus competidores, pudiendo contemplar toda la información que se generaba internamente, desde reuniones hasta estrategias a seguir. No obstante, esta noticia también ha salpicado a otros países latinoamericanos como Panamá o Colombia. Sin ir más lejos, supuestamente el político y empresario panameño, Ricardo Martinelli, financió directamente el uso de este software como medida para alcanzar su mandato.

Tras la extracción de casi 400 Gb, diversos teléfonos móviles inutilizados e infinidad de perfiles falsos creados para amañar las distintas elecciones, el hacker colombiano fue detenido en el año 2012. Gracias a las nuevas leyes a favor de los derechos digitales, actualmente cumple una condena de 10 años por delitos cibernéticos. Asimismo, se ha podido saber que los servidores utilizados fueron contratados de manera remota a Rusia y Ucrania, quienes albergaban el contenido de las diferentes campañas. En cuanto al tipo de pago, se utilizó la moneda oficial en internet para este tipo de actividades en cubierta, el BitCoin.

Medidas preventivas

Debido a estas últimas acciones, cada día se hace más necesaria la utilización de software y hardware que proteja nuestra intimidad. Desde teléfonos encriptados hasta inhibidores de señales. Todo ello es poco para mantener alejados a los intrusos. Afortunadamente, con el paso del tiempo se tiene cada vez más en cuenta los perjuicios que causan estos ataques, como su vulneración de los derechos digitales y humanos, pudiendo llevan a cabo leyes cada vez más estrictas sobre el uso de sistemas maliciosos y remotos.

Esta repercusión social, aunque aumenta, lo hace de manera desigual en los distintos países. Como ejemplo podemos ver que la compañía productora de este software intrusivo, “Hacking Team”, vuelve a operar en muchas de estas naciones latinoamericanas. Los últimos indicios parecen apuntar a que, México, vuelve a ser el cliente más destacado, con hasta ocho instituciones nacionales involucradas en la compra de productos de dicha compañía.

Últimos Posts

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search