En Blog

A veces tenemos la clara sensación de que nos están vigilando. Es curioso como de repente notas como si te siguiesen, como si te espiasen, como si te mirasen sin que les veas. Pero a veces esto es mucho más que una simple sensación, es una realidad. Puede haber objetos en tu casa que incluyan camaras espia, micrófonos ocultos o pueden recibir la información que transmites en algo tan personal como es el móvil.

Si crees que tu pareja te espía, si crees que pueden haber contratado un detective para seguir tus movimientos, si piensas que alguien puede estar obteniendo información que no debería tener y no sabes cómo la han conseguido lo mejor que puedes hacer es hacerte con algún producto de contraespionaje para cerciorarte de si es cierto o no que estás siendo sometido a vigilancia. Porque estos productos, como su nombre indica, se han creado contra las medidas de espionaje y la buena noticia es que igual que los productos de espionaje han evolucionado un montón, también lo han hecho las medidas para evitarlo.

Uno de los más utilizados (y comprados) son los detectores de cámaras espia, unos dispositivos especialmente diseñados para encontrar posibles cámaras ocultas escondidas dentro de objetos. Da igual que se encuentren dentro de un inocente osito de peluche o en un marco de fotos espia, estos detectores pueden encontrarlas fácilmente. Y no solo eso, sino que muchos de los modelos disponibles también están preparados para localizar micrófonos espía, dispositivos de radio frecuencia, localizadores GPS, GSM, WIFI, Bluetooth, 3G, FM, VHF, UHF…

Estos detectores de cámaras espía son perfectos para particulares, para saber si alguno de los objetos caseros esconde sorpresas, pero tienen sus limitaciones. Si la vigilancia a la que estás siendo sometido es profesional, los aparatos pueden estar más camuflados o incluso estar dentro de los materiales de la estructura de la casa, y en este caso no se detectarán.

Para esos casos más difíciles se puede recurrir a los detectores no lineales, indicados sobre todo para buscar micrófonos o camaras ocultas en locales, ya que son capaces de encontrar este tipo de dispositivos incluso escondidos en grietas de la pared, medio enterrados u ocultos en diferentes materiales.

Los detectores profesionales,también son más avanzados y específicos, porque tienen un mayor espectro de control de frecuencias. Pueden detectar la presencia de teléfonos móviles, Tablets, PDAS o smatphones 4G de última generación, por lo que pueden resultar de gran utilidad para evitar el uso de estos dispositivos sin autorización en salas de reuniones, exámenes o centros penitenciarios. Este detector detecta la señal del teléfono transmitida en cualquier espectro como 900 MHz (2G), 1800 MHz (2G / 4G), 2100 MHz (3G), y la última generación 4G – 800 Mhz y 2.600 Mhz (4G LTE ).

Para detectives y profesionales de la seguridad y la vigilancia, estos dos últimos modelos son mucho más completos y efectivos.

Otro dispositivo de contraespionaje interesante son los llamados anuladores de microfonos espia. Cuando detecta la presencia de micrófonos, genera ruido blanco para evitar escuchas indeseadas. Eso sí, hay que tener en cuenta que para que funcione correctamente, hay que situarlo al lado de las personas que están hablando, porque al detectar sonido es cuando empieza a funcionar, y evitar así que los dispositivos de espionaje puedan registrar la conversación. Lo bueno es que puede llevarse siempre encima, porque tiene un tamaño tan pequeño que cabe hasta dentro de un paquete de tabaco.

Con la ayuda de estos detectores de cámaras y anuladores de micrófonos, podrás no solo saber si te están espiando, sino actuar y evitarlo.

Y con esto termino por hoy… ¡Nos ‘seguimos la pista’ en el próximo post!

Últimos Posts

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search