En Blog

Con el aumento de robos en domicilios de los últimos años, auspiciados por un incremento del empobrecimiento social debido a la crisis económica, se han multiplicado los anuncios y empresas de seguridad que ofrecen sus servicios de vigilancia y central de alarmas.

Es lógico que, como ciudadanos, queramos proteger nuestras pertenencias y seres queridos instalando uno de estos sistemas pero, lamentablemente, no está al alcance de todos, pues además de una costosa y complicada instalación, suele conllevar también el pago de cuotas mensuales por sus servicios de vigilancia.

Sin embargo, hay una forma de crear nuestra propia central de alarmas en casa, siendo nosotros mismos los que velaremos porque todo esté en orden, con la ayuda de la tecnología, eso sí.

Sistema de alarma sin cuotas en casa

Existen modelos de alarmas autoinstalables que emiten alertas a tu teléfono móvil, o cualquier otro número que tú quieras, en caso de detectar alguna anomalía sospechosa. De esta manera, podrás disponer de un sistema de seguridad que proteja tu casa o negocio sin la necesidad de contratar ningún servicio ni de depender de una empresa externa. Tú mismo podrás controlar desde tu propio móvil lo que está pasando en el área vigilada.

Este tipo de alarmas pueden funcionar de 2 maneras, o bien a través de la red GSM, con una tarjeta SIM como la de los teléfonos móviles, o bien a través de internet, para lo cual será necesario tener señal WiFi o cable Ethernet en el lugar donde va a ir instalada la cámara.

Muchas de estas cámaras no tienen cableado, por lo que no necesitan instalación y se pueden ir cambiando de sitio según se necesite. Otras simplemente necesitan enchufarse a la corriente eléctrica o al cable Ethernet. En cualquier caso, su instalación no requiere de obras y es mucho más sencilla que la de las empresas de seguridad.

¿Cómo es una “central de alarmas” casera?

Normalmente, los sistemas de alarma sin cuotas, se componen de un panel central de control, una serie de sensores y detectores de movimiento y/o sonido y uno o varios mandos a distancia.

El funcionamiento es el siguiente: los sensores y detectores se colocan en sitios de paso, puertas y ventanas para detectar de inmediato la entrada o el paso de posibles intrusos, en cuyo caso la alarma se activaría de inmediato emitiendo un estridente sonido y un aviso al propietario y a los números de emergencia introducidos por él. Dicho aviso puede ser por sms, e-mail o a través de una APP, dependiendo de si su sistema de alarma funciona con la red GSM o con Internet. La sirena de la alarma no se apaga hasta que el usuario la apaga de forma remota.

 

Hay modelos que envían fotografías o videos en el momento en que detectan algún movimiento extraño. Los que disponen de conexión a Internet normalmente permiten la monitorización en directo, de forma que si recibes una alerta, puedes conectarte para ver en directo lo que está sucediendo en tu casa o negocio y alertar a la policía si es necesario.

En La Tienda del Detective y del Espía encontrarás varios kits para que configures tu propia central de alarmas caserasegún tus necesidades y sin pagar cuotas ni contratar servicios extra. Contacta con sus profesionales si tienes cualquier duda o necesitas asesoramiento al respecto, estarán encantados de atenderte sin ningún compromiso.

Con el aumento de robos en domicilios de los últimos años, auspiciados por un incremento del empobrecimiento social debido a la crisis económica, se han multiplicado los anuncios y empresas de seguridad

Últimos Posts

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search